lunes, febrero 20, 2006

RENFE


Un tío de mi padre se presentaba para Factor de tren, trabajaba en RENFE y quería aprobar este examen para ascender, ya lo había intentado varias veces pero los nervios le traicionaban a la hora de la verdad. Por eso le gustaba ir bien preparado y ensayar el examen una y otra vez.
Yo era pequeño pero aun me acuerdo, todos mis primos y yo nos sentábamos alrededor de la mesa, teníamos que ir preguntándole uno detrás de otro el precio del billete entre dos ciudades. El lo calculaba según la distancia y la clase en que viajásemos. Para no repetirnos en las preguntas, nuestros padres nos apuntaban al oído con más o menos mala uva para ponerlo en apuros.
Pero lo realmente original era que él calculaba y contestaba a nuestras preguntas subido en la mesa mientras nosotros la movíamos, más y más fuerte cada vez, para simular que lo hacía en un tren en marcha.

4 comentarios:

la-de-marbella dijo...

Bueno y ¿ascendio ó no?. Con tanto realismo en su forma de estudiar el hombre se merecia el ascenso y una medalla.Me imagino la guasa que habria en tu casa con tu tio y el ascenso y es que nadie como los gaditanos saca risas de cualquier situación. Mi abuela materna es gaditana.Saludos Marbellís

Lula Towanda dijo...

Esto se llama participar en el proceso de promoción de los allegados.
Lo de mover la mesa me parece más que realismo mágico un poco de guasa.

cerise dijo...

LLegue por aqui a traves de Lula..
y ........jo!!!!!! eso si que es repasar un examen!!!!!!!!!!!

unjubilado dijo...

¿He llegado en tren, con su traquetreo o he venido navegando? He visto lo de prejubilado y telecomunicaciones, yo ya estoy jubilado pero estuve 8 años "pre" y del mismo gremio.
Te visitaré con más tiempo.
Saludos de un maño.