sábado, febrero 12, 2005

Chisme nº4 -Mi vecina brasileña-


¡Ya estamos otra vez! Menudo griterío, como se nota que ha vuelto la brasileña.
Mis vecinos, justo los de al lado, cuando están todos juntos se dejan notar y como su salón da a mi salón, yo con solo bajar el volumen de la tele me entero de todo, casi nunca he necesitado pegar la oreja a la pared. Molestan si, pero es mucho más cómodo escucharlos cómodamente sentado en mi sillón, donde va a parar.
Pues hoy ha sido la bomba, que cosas se han dicho, insultos, gritos, cosas rotas, seguro que algún tortazo se ha repartido.
Pero es que ya se veía venir, ¿cuántas veces no se lo habré dicho al quiosquero?
-Pepe, lo que yo te diga, en esa familia va a pasar algo gordo.
Y es que no tiene vuelta de hoja, a ver que no va a pasar en una casa que viven el padre, un gorila de discoteca que trabaja todas las noches, un armario con piernas y la cabeza rapada; la madre una bailarina de striptease, brasileña, jaquetona, que también trabaja de noche y que no se cuando limpia porque, por casualidad, siempre la veo en batín tomando el sol en su balcón. También tenemos una niña de dieciséis años, pero que por lo desarrollada que está, parece que tiene veintitantos, debe haber salido a la madre, y un niño de dos añitos que se pasa el día llorando. La hermana no va mucho por el colegio, casi todos las mañanas se queda cuidando del hermanito mientras los padres duermen.. Por último y para completar la familia, tienen dos perros, un jiguagua y un pastor alemán, que también participan, con pleno derecho, en las habituales discusiones y peleas familiares, algunas veces, si me concentro, creo entender de que lado están cada uno de ellos, el pequeño, casi siempre, apoya a la brasileña.
Ahora la niña se ha echado un novio y en cuanto los padres se van ya tenemos al muchacho en casa, ponen la música a tope y venga marcha. Yo no me quejo porque casi prefiero eso que aguantar los berridos del chiquitín, yo creo que a ellos le pasa igual porque al cabo de un rato apagan la música, seguramente porque se haya dormido agotado y a partir de entonces solo se escuchan los gemidos de los novios, no se cansan, follan como monos.
Y ha pasado lo que tenía que pasar, la niña se ha quedado preñada y cuando los padres se han enterado hoy pues no lo están celebrando precisamente.
Posted by Hello

2 comentarios:

riuryK dijo...

Joder con la casita... Oye, y de ésas veces que el marido estaba por ahí y ella tomando el solecito en el balcón... estooo... no te ha dao por acercarte a preguntarle por el tiempo o "lo que sea"? :p

Salu2.

Chisme Cotilla dijo...

Todo se andará.