miércoles, noviembre 08, 2006

Caféy té para dos


Debido a mi ansiedad me presenté a la cita un cuarto de hora antes y ella, toda despreocupada, llegó quince minutos tarde, conclusión:
En esa media hora se echaron a perder las repetidas duchas mañaneras, cuando la vi llegar tenía las manos húmedas y un escalofrío recorría todo mi cuerpo, el sudor se heló en mi piel con lo que empecé a tiritar, tanto temblaba que cuando me ofreció la mano casi no acierto a estrecharla.
Pero no todo fue tan mal, desde ese mismo instante en que su mano y la mía se tocaron, todo cambió.
Ella me reconoció enseguida, yo sin embargo me hice el despistado, además viéndome como me encontraba lo interpretó como un síntoma de enfermedad y después de soltar mi mano dirigió la suya a mi frente para comprobar si tenía fiebre.
-Pero señor Chisme, que mala cara tiene ¿Se encuentra bien? ande vengase conmigo que le invito a un café calentito aquí mismo.
-Prefiero un té, con leche.
Contesté, aniñado, su mano sobre mi frente resultó ser un bálsamo sanador para todos mis males, desde ese instante supe que me dejaría llevar por ell al mismísimo infierno.

De momento nos quedamos en una cafetería, cerca de nuestro portal, con el contrato del garaje no hubo problemas, le parecierosn bien todos sus términos y lo dejamos apalabrado a falta de visitar la plaza más tarde.

Poco a poco fui calmándome, pero constantemente temía meter la pata, su cordialidad y cercanía natural me daba alas y en cualquier momento podía soltar alguna inconveniencia, como por ejemplo:

-Me gusta mucho tu batin guateado.

¿Que pensaría de mi? Seguramente se levantaría y se marcharía, no sin antes derramarme el té con leche por la cabeza. Soy un mostruo, ¿Lo soy? bueno no, tampoco exageremos, solo me gusta jugar con ventaja, y eso hice.

Le comenté distraidamente lo mucho que me gusta la verdura desde que pasé unas vacaciones con unos amigos a orillas del Mediterraneo, como recordaba esos aromas que solo puedes disfrutar cerca de ese mar, para rematar poco después, y siempre ligando con el hilo de la conversación, con un comentarío sobre la serie Anatomía de Grey. A partir de ese instante la conversación derivó hacia el terreno de nuestros sentimientos y ella es muy sentimental y poco a poco intimamos, si así de facil.

Después de dos cafés para ella y otros tantos tes para mi nos conociamos aprentemente bien, y digo aparentemente porque la que más se sinceró fue ella, yo simplemente le daba la réplica como si de una obra de teatro se tratase. Pordiosbendito que buen actor sería, si Almodobar me conociera seguro que me daba un papelito.

Vimos el garaje, le gustó, firmamos el contrato y como quien no quiere la cosa la he invitado a comer aprovechando un comentario suyo.

-Me encanta mi nuevo coche, tengo ganas de salir este fin de semana para estrenarlo.

-¿Que te parece si te invito este domingo a comer, conozco una venta estupenda a las afueras, asi también puedo celebrar yo que tengo una nueva inquilina en mi garaje ¿Que me dices?

-Si, buena idea, genial.

¿No es un encanto? yo creo que si.

¿Será que realmente me estoy interpretando a mi mismo?

7 comentarios:

Vilipendia dijo...

Olé. Menudo exitazo, sí señor, este es mi chisme. Si es que no podía ser de otra manera, si es que a las tías si nos activas el instinto maternal con un poquito de tos ya nos tienes blandas, y si luego resultas ser un tipo encantador... ¡al bote! No sabe usted lo que me alegro, de verdad de la buena se lo digo. Ya iba yo a meterle bronca por no ponernos al día de sus andanzas amorosas, y al final no ha hecho falta.
A ver la primera cita... (Espero que esto no signifique que ahora hasta el lunes no vamos a volver a saber nada de usted).

cerise dijo...

ayyyyyyyy Dios que paz, ya me he calmado....estaba mas nerviosa que Usted Don Chismoso!!!!
Pero que forma tan sutil, tan delicada tiene Usted de cortejar.

India Ning dijo...

Pues para mí que ha sido un sueño.

¿Así de fácil? ¿Ni una descomposición intestinal? ¿Ni un ataque de nervios? -tanto té, tanto té- ¿ni un tropezón? ¿un vahído?...

Para mí que ha sido un sueño.

Eh, eh, despierte, despierte!!! (o llegará tarde a su cita)

Harapos dijo...

Más bien tomasteis té y café para seis...

Lula Towanda dijo...

Con el mal rato que ha pasado nuestro Chisme parece que la cosa promete y que muestra interés....

Seoman dijo...

La maravilla de conocer a alguien nuevo. Esa ansiedad que precede al momento definitivo. Indescriptiblr

la-de-marbella dijo...

Te deje un comentario ayer, pero se ha perdido por algun lado. Que bien ha salido todo. Espero que no haya sido un sueño como apunta más arriba mia moore. Seguiré atenta a todo. Besos